Cereales naturales

Granola 
Café de cereales 
Pinol de Soya 

Granola:
Ingredientes:
2       libras de avena en hojuela
1/3    vasija de aceite de oliva (opcional)
1 1/2  panela (dulce natural de caña) en 1 1/4 pocillo de agua.
1/4  de libra (4 onzas) de nueces picadas (opcional)
1/4 de libra (4 onzas) de maní ó cacahuate
1 libra (16 onzas) de uvas pasas
1 coco rallado o en tiras.
1 ralladura de naranja

Preparación: Al coco rallado, agregarle una porción de malado señalado y luego tostar. Hacer lo mismo con el maní por separado. A la porción  de maleado que queda agregarle el jugo y la ralladura de naranja (ó esencia opcional), el aceite de oliva y mezclarlo con avena, luego hornear. Después del horneado de los tres (3) ingredientes
por separado, en un recipiente limpio, mezcle las pasas de uvas y las nueces con el resto de los ingredientes.



Café de Cereales:

Ingredientes:
1 libra de soya (soja) en grano, tostada y molida.
1 libra de arveja amarilla y seca

Preparación: Tostar los granos por separado. Molerlos. Revolver las dos harinas. Para su preparación: hacer agua con dulce (de panela, no azúcar), agregar harina ya lista del cereal al gusto, colar luego el café y agregarle leche de soya si desea.



Pinol de Soya (soja):

Ingredientes:
1 libra de fríjol soya (soja)
1 libra de maíz blanco entero. (no refinado)
1/2 libra de cacahuate o maní
1 libra de arroz integral (no refinado blanco preferiblemente)
1 libra de cebada
1 libra de avena cruda seca.

Preparación: Tostar cada grano por separado, porque toman diferente tiempos para tostarse.
Luego  moler todos los ingredientes juntos incluyendo la avena cruda. Luego preparlos como cualquier otro pinol. 



Si hubo alguna vez un tiempo en que la alimentación debía ser de la clase más sencilla, es ahora.  No debe ponerse carne delante de nuestros hijos.  Su influencia tiende a excitar y fortalecer las pasiones inferiores, y tiende a amortiguar las facultades morales, Los cereales y las frutas, preparados sin grasa en forma tan natural como sea posible, deben ser el alimento destinado a todos aquellos que aseveran estar preparándose para ser trasladados al cielo.  Cuanto menos excitante sea nuestra alimentación, tanto más fácil será dominar las pasiones.  La complacencia del gusto no debe ser consultada sin tener en cuenta la salud física, intelectual o moral. Consejo sobre Régimen Alimenticio. Pág. 76

Última actualización 08/05/2010

Vea también: