Laicos.org

 

Recolección

Una de las etapas más importantes en el proceso de producción de la soya es la recolección. Las máximas pérdidas de grano admisibles durante la cosecha se cifran en el diez por ciento, aproximadamente. Sin embargo, dada la actual competitividad de los mercados, resulta muy conveniente optimizar los procesos, intentando disminuir las posibles pérdidas. Para ello hay que realizar un ajuste adecuado de la cosechadora y elegir cultivares que no presenten problemas de dehiscencia de las vainas.

Conservación

Para su conservación, hay que reducir la humedad de los granos hasta el trece por ciento. Por encima de ese valor se producirían dificultades por la proliferación de hongos e insectos capaces de deteriorar el producto final. En caso de que fuera necesario, por haberse cosechado los granos con un grado de humedad excesivo, puede recurrirse al secado artificial de los mismos.

Conviene, así mismo, llevar a cabo una aplicación de insecticida sobre los granos para evitar las plagas que pueden atacarlos durante el almacenamiento.

 

Tomado de: Enciclopedia Práctica de la Agricultura y la Ganadería. Editorial OCEANO / CENTRUM.